Gran conmoción en sepelio de Diego Maradona

Buenos Aires.-Los restos de Diego Maradona llegaron apenas pasadas las 19 al Cementerio Jardín de Bella Vista, a 40 kilómetros de la Ciudad de Buenos Aires, donde fue sepultado junto a los de sus padres.

La ceremonia en el cementerio fue breve e íntima: estuvo encabezada por unas 30 personas, la mayoría familiares del ex futbolista. Entre ellos estaban sus tres hijas DalmaGianina Jana; su ex esposa, Claudia Villafañe, y su ex pareja Verónica Ojeda. También Andrés Caldarelli, marido de Dalma.

Una de las presencias más sorpresivas fue la de Guillermo Coppola, que fue una de las personas que cargó el cajón con los restos del Diez.

También llamó la atención ver en una ceremonia tan íntima al ministro de Seguridad bonaerense, Sergio Berni, quien comparte amistades con Ojeda.

Además de los hijos y ex parejas de Maradona, estuvieron sus hermanos Raúl “Lalo” y Rita “Kitty” Maradona; y los sobrinos Walter “El Chino” Machuca y Daniel López Maradona.

El cortejo fúnebre partió de Casa Rosada poco antes de las 18 y contó con un enorme despliegue de seguridad.

Horas antes, el velatorio de Diego no terminó de la mejor manera: hubo desborde, enfrentamientos y detenidos. La idea de la familia de que la despedida en la Casa Rosada fuera un acto rápido y sencillo terminó de la peor manera porque nunca se entendió la magnitud del acontecimiento y la enorme cantidad de gente que se agolpó para decirle adiós a su ídolo.

De ahí la decisión tardía de modificar la decisión inicial y de correr de las 16 a las 19 la hora de cierre de las puertas en Balcarce 50.

Hubo dos momentos críticos en dos lugares diferentes. Apenas pasadas las 14, la policía decidió poner un vallado en Avenida de Mayo y la 9 de Julio para cortar la cola que a esa hora llegaba hasta Cochabamba.

Hubo enfrentamientos entre los fanáticos y las fuerzas policiales que dispersaron con balas de goma cuando la gente intentó evitar que la gente se abalanzara sobre el nuevo vallado.

Eso provocó un efecto dominó: la gente comenzó a agolparse y todo se desbordó en el ingreso a la Casa de Gobierno. Todo el orden que reinó desde las 6 de la mañana se trasformó en un caos. (Tomado del periódico El Clarín). Foto Fuente Externa

 

 

.

Google+ Linkedin

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*
*
*